Inicio / Regional / Boom de venta de huevos de gallinas felices potencia a emprendedoras de la Región
Daniella Tapia "Las Colorinas felices"

Boom de venta de huevos de gallinas felices potencia a emprendedoras de la Región

Sabido es que la pandemia de Covid 19 ha obligado a la población a sufrir extensos períodos de cuarentena, hecho que ha limitado el acceso de los consumidores a bienes y servicios esenciales. Sin embargo, la actividad agrícola se ha destacado por su capacidad de adaptación a la crisis, que le ha permitido garantizar el abastecimiento y suministro de alimentos del campo a la comunidad.

Uno de los rubros que lleva el estandarte en esta materia ha sido el avícola, el que no solo ha mantenido sus niveles de venta, sino que incluso ha experimentado un fuerte incremento de la demanda, principalmente de huevos.

Se trata de la producción de los denominados “huevos de gallinas felices”, los que ahora son distribuidos casi en su totalidad a través del sistema de reparto a domicilio, y que también tienen más que felices a las mujeres emprendedoras dedicadas a esta productividad.

Tal es el caso de tres emprendedoras usuarias INDAP de la región de Valparaíso -específicamente de las comunas de La Calera, Los Andes y Casablanca-, quienes ya desde antes de declarada la pandemia y a propósito de los efectos del estallido social habían comenzado a implementar con éxito la modalidad delivery.

Las Colorinas Felices 

“Las Colorinas Felices” es el nombre del emprendimiento de Daniella Tapia (por el característico color de las gallinas raza lohmann brown), usuaria del Programa de Desarrollo Local (Prodesal) del sector La Peña en la comuna de La Calera. Hace unos 8 años dejó una promisoria carrera en el mundo del modelaje y decidió volver a sus raíces con sus dos hijos pequeños para dedicarse en cuerpo y alma a la crianza de “gallinas felices”.

“Yo me crie en el campo, me fui a Santiago a trabajar como modelo, lo pasé bien, pero nunca fue lo mío, así que quise volver y empecé de nuevo con mi padre que es agricultor. Me hablaron de las gallinas felices y me encantó el tema, aproveché un invernadero de plantas medicinales que convertí en gallinero, luego me llegó un crédito aprobado y dije esto es el destino y comencé con 500 gallinas. Me tiré a la piscina con todo”, confiesa esta emprendedora.

A través del Prodesal, al que ingresó hace 4 años, ha recibido apoyo en bonos, capacitación, asesorías, participación en ferias, y adjudicación de algunos proyectos como el cerco para la media hectárea que tienen sus gallinas para pastar.

“Uno crea lazos con todas, yo les hablo a mis gallinas, ellas saben quién soy y yo sé cuándo están tristes o les pasa algo; las abrazo y les entrego cariño. Ellas tienen media hectárea donde planto alfalfa, avena o trigo, son alimentadas al pastoreo. Sin mi padre no habría hecho nada, ya que él se preocupa de su alimentación e infraestructura, yo las marketeo, vendo y hago de todo”, agrega Daniella.

Las ventas las hace en su predio donde llegan clientes de otras comunas y también por delivery, con reparto todos los lunes a Concón y Reñaca; y los viernes a la comuna de La Calera. (Contacto Daniela Tapia: Whatsapp +56 9 6845 8727).

La Granja de Riecillo

En el sector de Riecillo, comuna de Los Andes, se encuentra el emprendimiento de Noelia Báez, usuaria INDAP que se inició en la avicultura hace cuatro años cuando ingresó con un grupo de mujeres al Programa Mujeres Rurales del convenio INDAP – PRODEMU. Hace un año egresó y decidió continuar con el negocio en forma independiente. Ahora cuenta con 244 aves que son parte de la avícola “La Granja de Riecillo”.

Una de las características que le agrega valor a este emprendimiento es el tipo de alimentación que fabrica la propia emprendedora, con todos los nutrientes necesarios para las gallinas, a lo que adiciona alfalfa fresca, verduras y frutas. “Esto le da otro sabor al huevo”, dice Noelia Báez.

A principios de este año pudo agrandar sus gallineros, mejorar su implementación y adquirir una máquina revolvedora para alimentos, gracias a un crédito que se adjudicó a través de INDAP. “Junto con esto compré cortinas térmicas y mejoré la aislación de los gallineros”, comenta orgullosa.

Actualmente produce más de 5 mil huevos al mes, los que vende principalmente a través del reparto a domicilio. “Siempre hice delivery, pero con la pandemia aumentó mucho la demanda, porque la gente está más en sus casas y aumentó también el consumo de huevos. Reparto varios días a la semana a distintas comunas como San Felipe, Los Andes San Esteban y Santa María”, agrega Noelia. (Contacto Noelia Báez: Whatsapp +56 9 6667 4150; Facebook: La Granja del Abuelo).

La Canasta de Nora 

Otra de las emprendedoras destacadas en este rubro es Graciela Marín, del sector Lo Orozco en la comuna de Casablanca, quien actualmente tiene cerca de 800 gallinas en producción.

Partió el 2019 con el emprendimiento y venta por delivery “La Canasta de Nora” y cuenta con el apoyo del Prodesal de Casablanca. “Ha sido muy bueno y me ayudan en la parte sanitaria de mis aves y en infraestructura; por ejemplo, pude mejorar las cortinas y bebederos”, explica.

“Me preocupo de darles un buen alimento. Mi rutina parte en la mañana, me levanto, les doy el alimento, les converso y les pido que me den hartos huevos, después voy a trabajar en una casa particular y en la tarde vuelvo a recoger huevos y guardarlas. Ellas son mis únicas amigas, son muy felices mis gallinas porque no tienen gallo y tienen harto espacio para salir a pastar”, señala Graciela.

Esta casablanquina hace reparto a toda la comuna, uno o más días a la semana dependiendo de las cuarentenas y la fase en que se encuentre el territorio. “Mis gallinas producen entre 12 y 13 bandejas diarias, es decir más de 10 mil huevos al mes, aunque ahora baja la producción por el frío. De todas maneras, tengo clientes fijos”, concluye. (Contacto Graciela Marín: Whatsapp +56 9 3114 9572; Facebook Graciela Marín Romero; Instagram: Graciela Marín Romero).

“Los agricultores no han parado de producir durante toda la pandemia y han buscado adecuarse a esta nueva modalidad de venta producto de la contingencia sanitaria. Como INDAP hemos continuado apoyándolos a través de nuestros programas y dándoles todas las herramientas para que puedan crecer y consolidar sus negocios agrícolas tal como lo han hecho estas tres mujeres emprendedoras”, expresó Fernando Torregrosa, director regional de INDAP.

Ver además

Usuarios con discapacidad participan en encuentro con EFE para conocer avance de proyectos de accesibilidad universal en estaciones

Representantes de organizaciones de personas con discapacidad participaron en un encuentro junto a EFE para …

WordPress Appliance - Powered by TurnKey Linux