Inicio / Regional / La calidad de vida de los funcionarios y funcionarias en tiempos de Pandemia

La calidad de vida de los funcionarios y funcionarias en tiempos de Pandemia

Sin pausa ha debido estar trabajando en los últimos meses la Unidad de Calidad de Vida y Relaciones laborales de nuestro Hospital Carlos Van Buren, dependiente de la Subdirección de Gestión y Desarrollo de las Personas, luego que en virtud de la contingencia que vivimos por la Pandemia del Covid 19, en el mes de abril, debió reforzar la labor habitual que se realizan.

Según señaló María José Andrade, Asistente Social de la Unidad, encargada de Plan de Acompañamiento de Funcionarios, señaló “lo primero fue la incorporación de los primeros auxilios psicológicos que fueron de la mano del protocolo ARSAM, que es el Apoyo de Respuesta a la Salud Mental del Servicio de Salud Valparaíso San Antonio, pero con posterioridad, como el hospital es tan grande, se fueron auto gestionando instancias propias dentro de la institución, a través de un equipo de respondedores telefónicos y atención de psicoterapia breve integrativa para funcionarios y funcionarias, con posterioridad, se fue agregando el seguimiento clínico ambulatorio para personal Covid positivo, a través de un protocolo que nace del Comité Operativo Covid- 19 del Hospital Carlos van Buren”.

Adicionalmente, enmarcados en la pandemia, se han implementado diversos beneficios destinados no solo a la ciudadanía en general, sino que también a los funcionarios de la salud en particular, destacando el derecho a un seguro colectivo de vida para funcionarios de la salud pública con Covid Positivo, iniciativa impulsada y firmada por la Asociación de Aseguradoras de Chile y el Minsal, que contempla un capital de 7,2 millones de pesos por trabajador. La medida busca beneficiar a los 235 mil funcionarios de la salud del sector público. Este seguro estará vigente hasta el 31 de diciembre y tiene carácter retroactivo desde el inicio de la alerta sanitaria.

En el caso del subsidio de Catástrofe por haber sufrido covid-19, se trata de un beneficio para los socios y socias de la Unidad de Bienestar del Hospital Van Buren, consistente en un aporte directo a los funcionarios que hayan dado Covid (PCR Positivo). Este beneficio debe ser tramitado directamente con la Jefatura de Bienestar, tratándose de un aporte monetario de $60.000.

Respecto de los beneficios sociales para la población general, en la que también se incluyen a los funcionarios y funcionarias, la Asistente Social indicó “existen de varios tipos, principalmente el Ingreso Familiar de Emergencia y el Bono Clase Media Protegida -para lo que yo recomiendo la actualización temprana del Registro Social de Hogares (que no requiere del uso de la Clave Única, sino que se puede hacer con la cédula de identidad y el número de serie)-, debido a que todos estos beneficios se entregan a partir de dos indicadores que son el ISE, Indicador Socioeconómico de Emergencia y el de Clasificación Socioeconómica”.

Cualquier duda o inquietud, los funcionarios del Hospital pueden comunicarse con el equipo de asistentes sociales de la Unidad, Romina Pulgar Avendaño o la propia María José Andrade, al anexo 324720 o 324060 o a través de correo electrónico [email protected]cl, donde pueden solicitar orientación en relación a beneficios sociales así como atención psicológica y contención emocional. “La idea es generar instancias de orientación porque muchas veces las funcionarias y funcionarios públicos quizás no van a ser beneficiarios directos, pero puede que algún integrante de su grupo familiar o conocidos sí puedan optar a estos beneficios”, finalizó la profesional.

Ver además

USM, la mejor del país en Ingeniería según ranking norteamericano

Calidad de la investigación y colaboración internacional, son los ejes de evaluación del ranking U.S. …