Inicio / Educación / Clases Interculturales: Vivir en La Serena, estudiar en Valparaíso e ir a clases en Colombia

Clases Interculturales: Vivir en La Serena, estudiar en Valparaíso e ir a clases en Colombia

Jessica López es académica de la carrera de Ingeniería de Alimentos PUCV. Cuando comenzó la pandemia regresó a su ciudad de origen, La Serena, desde donde asistía a las clases virtuales que dictaba originalmente en Valparaíso. Pero ese sólo sería el comienzo.

Actualmente Jessica además realiza clases para estudiantes de Ingeniería de Alimentos de la Universidad de Córdoba en Colombia, hasta donde asiste virtualmente con todos sus estudiantes chilenos.

El salto innovador de Ingeniería de Alimentos PUCV

La Escuela de Alimentos fue la primera unidad académica de la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso en implementar la metodología Coil (Collaborative Online International Learning), un innovador proceso que busca desarrollar experiencias interculturales sin que los estudiantes se trasladen desde sus países de origen.

El método fue desarrollado por la Universidad Estatal de Nueva York con el objetivo de extender los beneficios del intercambio estudiantil. Fue en noviembre del 2020 que la metodología fue compartida con profesores de diferentes universidades de Chile, entre los que estaban Jessica López de la carrera de Ingeniería de Alimentos PUCV.

Clases interculturales entre Chile y Colombia

El proyecto desarrollado por las profesoras Jessica López, de la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso, y Margarita Arteaga, de la Universidad de Córdoba de Colombia, llevó por nombre “Intercambio de conocimientos culturales a través de la percepción sensorial de productos lácteos autóctonos”. En él participaron  47 alumnos de los ramos de “Evaluación Sensorial” de la PUCV y del ramo de “Productos Lácteos” de la Universidad de Córdoba.

Las clases se distribuyeron en cuatro sesiones de 70 minutos donde se desarrollaron objetivos académicos e interculturales, destacando las actividades para romper el hielo y fomentar la interacción entre los alumnos.

Para Jessica López al finalizar el módulo se obtuvieron beneficios importantes para los participantes “como por ejemplo habilidades de comunicación entre personas de distintas culturas y motivación por vivir experiencias de intercambio intercultural”.

Una gran experiencia para los alumnos

Para la estudiante chilena Natalia Carmona, fue una experiencia muy grata “ya que pudimos tener contacto con los alumnos de Colombia, conociendo parte de su cultura y términos utilizados allá. Esta instancia fue muy valiosa para mí, ya que fomentó el interés por conocer la cultura de otros países”.

Jason Carrillo Álvarez, estudiante de Colombia, manifestó que “la actividad de intercambio cultural se resume en una experiencia gratificante y enriquecedora, no sólo por los talleres académicos, sino también por las actividades que permitieron la integración de las culturas y las costumbres de ambos países. Fue un maravilloso placer conocer a estos futuros colegas”.

En opinión de la estudiante colombiana Aima Daniela Gálvez Gómez “para conocer a un país es necesario conocer a su gente y durante esta actividad pudimos compartir las culturas, el dialecto y nuestras comidas autóctonas. Fue una experiencia espectacular”.

Un modelo de aprendizaje replicable

Pero Jessica López no estuvo sola en esta aventura, sus colegas de otras asignaturas también introdujeron esta metodología. Así lo hicieron en Microbiología de Alimentos, Control de Calidad, Transferencia de Masa, Biotecnología de Alimentos y Compuestos bioactivos; obteniendo resultados tan alentadores como los de Jessica y Margarita.

¿Qué es lo que sigue? Actualmente las profesoras y los profesores de ambas casas de estudios están sistematizando la experiencia y perfeccionando la metodología para volver a implementarla el segundo semestre. Y es que si bien el nuevo contexto en el que se desarrollan las clases a distancia trajo inconvenientes para la interacción personal en espacios físicos compartidos, también trajo oportunidades para ir mucho más allá. Tal cómo lo demuestra la experiencia impulsada por la Escuela de Alimentos PUCV.

Ver además

Registro Civil realiza operativo en cárcel de Quillota

Tanto la población penal masculina como femenina del Centro de Detención Preventiva (CDP) de Quillota …

WordPress Appliance - Powered by TurnKey Linux